Científica 20/5. Abierta. Base clínica común: resonancia intersubjetiva y teorías implícitas..., Dr. R.Bernardi

9 hs., sede de APU. Click para leer trabajo.

Resumen
¿Qué formas de comunicación resultan más útiles entre psicoanalistas? ¿Hasta dónde tenemos una base clínica compartida? Es decir, ¿hasta dónde escuchamos y pensamos el material clínico de manera similar? Diversos autores han propuesto zonas de cruce o convergencias entre las teorías psicoanalíticas pero al decir de A. Green no existe un lenguaje común sino que cada analista habla en el lenguaje de su propia teoría. En una famosa polémica de A. Green con R. Wallerstein se planteó que la forma de responder a esta pregunta sería comparando hasta dónde llegaban las convergencias frente a un material clínico suficientemente extenso. La experiencia con el Modelo de los Tres Niveles ofrece una respuesta. Permite comprobar que existe una comunicación fecunda entre analistas de muy distinta filiación teórica no a nivel de las interpretaciones verbales sino de los procesos inferenciales subyacentes. El 3-LM muestra que es posible una base común a nivel de los procesos de naturaleza (pre)conciente y emocional que llevan a que se destaquen determinados fragmentos del material, que sirven de base a la interpretación. Segundo, a nivel de la apreciación de ciertas categorías o dimensiones de la vida psíquica. Por último, a nivel de las teorías implícitas personales que operan como modelos operativos y referenciales del analista en su trabajo con el paciente. La base clínica común no se da, por tanto, entre teorías formales sino a nivel de las teorías in vivo que operan en la mente del analista. Estas comprobaciones tienen importantes consecuencias para la formación y la actividad científica del psicoanálisis.